Tag Archives: expectativas

Expectativas

¿La gente te decepciona, actúa de manera inexplicable o no sabes ni hacia dónde camina?

Aunque te duela…..¿Y qué? ¿Qué más te da?

curioso

Es su vida, son sus zapatos, son sus experiencias las que les hacen actuar así, es su camino (afortunadamente para ellos) el que han decidido seguir.

Y tú puedes tener muy buenas intenciones, muy buenos consejos, muy buenas ideas, muchas certezas desde tu punto de vista…. pero son tuyos….para ti.

¿Te molesta que no tengan en cuenta tus consejos?¿Te duele presuponer que se van a caer por no haberte hecho caso? Eso son las expectativas….y mira cómo te hacen sentir ¿Cuántas emociones se están desatando?

Esperas que la gente actúe de una determinada manera, o no entiendes porque actúan de otra cuando es tan evidente (para ti) lo que deberían hacer… ¡¡¡expectativas!!!

  1. Respeta. Sí, aunque en teoría lo hagas, tus sentimientos más profundos te dicen que no. Cada persona es libre de hacer lo que le plazca, son sus decisiones, es su aprendizaje, su VIDA.
  2. Acompaña. Eso lo puedes hacer siempre si está en tu naturaleza. Mantente cerca por si alguien te necesita, que no te hagan caso en alguna opinión no implica que no te quieran o no seas importante para ellos.
  3. Confía. En Dios, el Universo o la Vida. Todo ocurre por y para algo y la gente necesita crecer a través de sus propias caídas (no de las tuyas).

Cuenta un cuento que… un hombre encontró el capullo de una mariposa y se lo llevó a casa para poder verla cuando saliera de él. Un día, vio que había un pequeño orificio, y entonces se sentó a observar por varias horas, viendo que la mariposa luchaba por poder salir de capullo.
El hombre observó que forcejeaba duramente para poder pasar su cuerpo a través del pequeño orificio en el capullo, hasta que llegó un momento en el que pareció haber cesado la lucha, pues aparentemente no progresaba en su intento. Semejaba que se había atascado. Entonces el hombre, en su bondad, decidió ayudar a la mariposa y con una pequeña tijera cortó al lado del orificio del capullo para hacerlo más grande y de esta manera por fin la mariposa pudo salir.

Sin embargo, al salir, tenía el cuerpo muy hinchado y unas alas pequeñas y dobladas.

El hombre continuó observando, pues esperaba que en cualquier instante las alas se desdoblarían y crecerían lo suficiente para soportar al cuerpo, el cual se contraería al reducir lo hinchado que estaba. Ninguna de las dos situaciones sucedieron y la mariposa solamente podía arrastrarse en círculos con su cuerpecito hinchado y sus alas dobladas… Nunca pudo llegar a volar.

Lo que el hombre, en su bondad y apuro no entendió, fue que la restricción de la apertura del capullo, y la lucha requerida por la mariposa para salir por el diminuto agujero, era la forma en que la naturaleza forzaba fluidos del cuerpo de la mariposa hacia sus alas, para que estuviesen grandes y fuertes y luego pudiese volar.

Si quieres resultados diferentes…

Habrás oído o leído muchísimas veces la conocida frase de “si quieres resultados diferentes tendrás que hacer cosas diferentes”.

Llevando la contraria al Dr. Miguel Ruiz en su libro “Los cuatro acuerdos”, voy a hacer suposiciones:

Voy a suponer que alguna vez la has llevado a la práctica.

Voy a suponer que has asumido que es un auténtica estupidez querer un resultado nuevo (y a ser posible satisfactorio) cuando te empeñas en aferrarte a una idea que no te está dando nada o casi nada de lo que quieres

Voy a suponer que incluso no dejas de intentar hacer cosas diferentes

Y voy a suponer que quizá ni aún así estás obteniendo los resultados que quieres (en el trabajo o en tu vida, es lo mismo)

¿A qué puede deberse? ¿Quieres saberlo?

1.- Eres TÚ quién tiene que ser diferente, desde el alma, para hacer cosas diferentes desde el alma y no desde la superficie.

ganadpra

2.- Tienes que tener muy claro QUÉ es lo que realmente quieres conseguir y PARA QUÉ quieres conseguirlo. Escondidas con frecuencia andan nuestras creencias o nuestros miedos a lograr aquello que queremos.

Y cuando sepas QUIÉN ERES y QUÉ quieres, (y realmente estés dispuesta a conseguirlo) la VIDA saldrá a tu encuentro. 

Que no digo que sea fácil, pero SÍ que merecerá la pena. Seguro

¿Qué precio le pones a ser feliz?

Qué precio le pones a hacer tus sueños realidad?

¿Qué precio le pones a SER FELIZ?¿A VIVIR en mayúsculas?

¿A aprender a gestionar tu tiempo o tu dinero?

¿A recuperar tu autoestima?

¿A cualquier objetivo que tengas?

frases-para-lograr -metas

Para mí esas cosas no tienen precio.

El coaching te ayuda a conseguir aquello que te propones…pero a veces nos cuesta “invertir” en ello,…”invertir” en uno mismo….

Si piensas que el Coaching es caro es porque tú les has puesto un precio muy económico a tus sueños y ves sencillo conseguir las cosas sol@.

Claro que si es tan sencillo y puedes solo…¿Por qué no has conseguido tus objetivos ya?¿A qué estás esperando?

Otra cosa diferente es que ahora económicamente no te venga bien contratar un coach…pero hay más opciones.

¿Por qué no participas en un Coaching Grupal? ¿Por qué no te suscribes a algún tipo de entrenamiento, de tus miedos, de tus emociones, de tu autoestima? ¿Por que no te haces con un buen libro práctico que te dé claves para mejorar tu vida?…y las aplicas

Vaya, vaya, se te acaban las excusas …y no te queda más remedio que asentir, que está en tu mano (y no solo en tu bolsillo) SER FELIZ, VIVIR en mayúsculas o hacer tus sueños realidad….

Pues tú mism@. Por mí que no quede:

Si por fin te has decidido a vivir tu VIDA en mayúsculas pero no sabes cómo hacerlo de la mejor manera posible, el martes llega la oportunidad que estabas esperando

Nada ocurre por casualidad en la vida. Quizá esto es lo que tu corazón o tu alma están buscando.

Padres e hijos

Hace muchos años leí la frase “Haz lo que yo diga pero no lo que yo haga”, refiriéndose a la educación de un padre a su hijo.

padresTenía claro que los hijos aprenden lo que ven en casa. Hay padres que dicen que no del todo, aunque yo les preguntaría si son conscientes del ejemplo real que dan o aplican la frase que has leído antes.

Hace pocos días me decía una vecina que el médico les había recomendado cenar antes porque su hija estaba cogiendo bastante peso. Esta chica me lo decía con un suspiro “resignada” porque ya habían apuntado a practicar deporte a la niña y ahora “tenían que cenar antes de las 22h”.

No juzgo, no critico, pero tengo ojos en la cara, y ves que la hija es la viva imagen de la madre. Claro, yo lo veo desde fuera, que es más fácil.

Así que como he oído más de una vez…si quieres hijos maravillosos, sé una persona maravillosa, si quieres hijos sanos, sé una persona sana, si quieres hijos estables, sé una persona estable…

Yo procuro aplicarlo ¿y tú?

3 claves para ser amigos

Seguro que tienes amigos y amigas, a tu alrededor. Gente maravillosa con la que compartes sonrisas y quizá alguna lágrima.

Y te habrás dado cuenta de que estas amistades hay que cuidarlas.

plantas

Igual que a una planta…que hay que regarla, abonarla, protegerla del sol fuerte pero que le dé la luz….y confiar en que tienes buena mano con las macetas, que no a todo el mundo se le dan bien, para qué engañarnos.

Bueno, pues también hay que tener buena mano con las amistades.

Te doy 3 claves para que te duren más:

No des consejos. Bueno, si te los piden sí, pero solo si te los piden. Seguro que conoces a personas (doy por hecho que tú no eres una de ellas) que en cuanto les comentas algo, te están dando consejos diciéndote lo que harían ellas o lo que deberías hacer tú. Cuando realmente solo querías hablar o comentar algo. No te engañes. Pueden tener muy buena intención, pero es muy molesto. Así que si alguien te cuenta algo limítate (que ya es mucho) a escuchar.

No tengas expectativas. No esperes que actúen como tú, que piensen o hagan lo mismo que harías tú. Cada persona es como es y hace lo que le da la gana. Son libres como tú. No esperes nada y así evitarás muchas decepciones.

No juzgues. Pero no solo a la amiga que tienes frente a ti. No juzgues a nadie, porque si tu amiga te oye, aunque a veces sea tu confidente, puede llegar a pensar que algún día puedes juzgarla a ella.

Que es probable que tú no necesites estas claves, pero ¿a qué sabes de lo que hablo?

3 Claves para conseguir más confianza en ti

Con mucha frecuencia me encuentro con personas maravillosas que quieren trabajar el tema de la confianza en ellas mismas.

A veces tenemos una visión distorsionada de nosotros mismos, y creemos que somos peores  de lo que en realidad somos. Quizá

  • por costumbre
  • porque está bien visto socialmente Ser más pequeñitos de lo que realmente Somos
  • O porque así podemos quejarnos

La cuestión es que ahí estamos muchas veces dando vueltas al “problema” y no a las soluciones.

Si tenemos en cuenta que la confianza se gana con la repetición de un mismo comportamiento, … la repetición de algo una y otra vez va a conseguir que cada vez lo haga mejor, ya hable de preparar mejor una tortilla de patatas, bailar sevillanas o realizar un trabajo determinado.

Te doy tres claves para coger confianza en ti mismo, desde ahora:

  1. No esperes a que pasen más meses
  2. No esperes a que pasen más años
  3. ¡¡Empieza ya!! a hacer lo que realmente quieres hacer bien

Así que deja de dar vueltas a las excusas…¿Quieres más autoestima? Empieza a quererte y a aceptarte (pues vas a estar contigo toda tu vida), ¿Quieres tener más amigos? Empieza ya a relacionarte con más gente, ¿Quieres tener mejores resultados en tu negocio? Empieza a hacer cosas diferentes, a aprender nuevas técnicas de venta,…

Lo que sea que quieras conseguir, empieza ya y repite, repite, repite, hasta que te sientas seguro de que lo estás haciendo lo mejor posible.

 

Expectativas?…¡Sé egoísta!

¿Cuántas veces te has sentido molesto o enfadado porque alguien no te ha llamado cuando esperabas, o cuando alguien no ha hecho algo que “debería” haber hecho?

Y más aún, lo archivamos en nuestros recuerdos para no olvidar “lo mal” que se comporto esta persona o la otra.

O incluso, en un alarde de generosidad extrema “perdonamos” tal agravio (pero no olvidamos).

¿Crees que esto te beneficia en algo? Sé egoísta!! Piensa en ti. Esto no te beneficia en absoluto.

Y además a la otra persona….¡¡le da igual!! Lo creas o no. No le va la vida en ello.

Te estoy hablando de las expectativas. Cuando esperamos que alguien se comporte según nuestro criterio, que actúe igual que nosotros haríamos.

Pero ¿Sabes una cosa?…o tres:

  • Cada persona es libre de hacer lo que le de la gana (igual que tú)
  • Cada persona tienes sus propios patrones de conducta e ideas (las tuyas no son las únicas ni las realmente válidas ¿Qué te hace pensar eso?)
  • Cada persona tiene sus propios valores (tan respetables como los tuyos)

Así que ¿Qué te parecería “No esperar nada de nadie”. Así todo lo que te venga, todo lo que te den, será un regalo.

Que no te digo que será fácil cambiar de actitud, crecer y liberarte de lo que, según tú, “debería ser”, pero te aseguro que merecerá la pena.